La Caminata dejó Huellas de Ternura en Argentina

Con el objetivo de generar conciencia en la sociedad y promover la ternura como único medio de crianza, alentando la erradicación de toda forma de violencia hacia la niñez y la adolescencia, la Caminata Huellas de Ternura finalizó en Argentina su paso por todos los países de América Latina.

Tal como estaba previsto, la Caminata recorrió “Desde México hasta la Patagonia”, según anunciaban los organizadores un año atrás, cuando se inició en la frontera del país azteca y Estados Unidos.

En nuestro país, las Huellas de Ternura se multiplicaron en numerosas comunidades, a través de actividades ecuménicas, capacitaciones y espacios para reflexionar sobre el tema. Mientras tanto, los más chiquitos disfrutaron de juegos, remontaron barriletes y realizaron caminatas en familia, imaginando juntos un mundo posible, sin agresión y sin violencia. En cada lugar, los participantes se comprometieron de manera personal, firmando el Pacto de la Ternura.

El inicio, en la Patagonia
La Caminata comenzó a recorrer nuestro país el sábado 25 de mayo en San Carlos de Bariloche (Río Negro). Los equipos de Primera Infancia y Mochileros de Cáritas Diocesana –que diariamente desarrollan su misión junto a niños, niñas y adolescentes de las periferias más vulnerables-, oficiaron de anfitriones en una colorida jornada. Por la mañana, las Líderes Comunitarias de Primera Infancia (mamás que acompañan, en sus propios barrios, a embarazadas y a sus niños hasta los 6 años) se capacitaron sobre el tema “Revalorizando nuestra Misión”.

Tras compartir el almuerzo, las familias de la comunidad y las Líderes se interiorizaron sobre la Caminata y participaron luego de un trabajo grupal sobre el significado y las acciones de ternura en la vida cotidiana. Mientras los adultos reflexionaban, los jóvenes Mochileros del Plan Emaús compartían juegos y una barrileteada con los más chiquitos. La jornada finalizó con la firma del Pacto de la Ternura, una exposición de afiches y dibujos realizados por los niños y niñas y la celebración de la Santa Misa.

Luego, en el Norte
Cáritas Añatuya (Santiago del Estero) eligió trabajar la Caminata Huellas de Ternura junto a las instituciones educativas de la diócesis. Organizaron una Jornada Familiar con los Jardines de Infantes y la construcción de un barrilete simbólico (emblema de la Caminata). Con las Escuelas Primarias desarrollaron dos tipos de actividades, según la edad de los alumnos: de 1ro a 4to grado, construcción de banderines y de 5to a 7mo, elaboración de pancartas cooperativas.

Finalmente, con los Colegios Secundarios realizaron murales con la consigna “Cero% Violencia, 100% Ternura”. Cáritas Salta, por su parte, vivió la Caminata con un evento ecuménico en el Campo La Cruz, el sábado 8 de junio, en consonancia con la Colecta Anual que se realizaba en todo el país ese fin de semana. Y Cáritas Formosa organizó, el sábado 22 de junio, una tarde de diversión y juegos para niños de hasta 12 años. El evento tuvo lugar por la tarde en la Plaza San Martín de la ciudad capital.

Noreste y Cuyo, presentes
El sábado 8 de junio en la Parroquia Jesús Misericordioso, Cáritas Corrientes organizó el Stand de la Ternura, con jóvenes voluntarios de los espacios educativos y los Becados Terciarios y Universitarios del Plan Emaús de Inclusión Educativa de Cáritas. Compartieron actividades recreativas de sensibilización con todos los niños de la comunidad, finalizando con una rica merienda compartida y la Santa Misa de Pentecostés.

El sábado 15 de junio, Cáritas Oberá (Misiones) organizó una marcha para sumarse a la Caminata. En una hermosa jornada de sol, niños y adultos participaron de la Caminata que comenzó en el Centro Cívico para finalizar en la Plaza Malvinas, donde los niños remontaron sus barriletes y luego compartieron un rico chocolate y bollos dulces. Los voluntarios de Cáritas San Luis, por su parte, realizaron actividades lúdicas con los chiquitos de los jardines maternales.

Las comunidades de Cáritas Iguazú (Misiones) también vivieron la Caminata. En Puerto Libertad, por ejemplo, compartieron una tarde a pura diversión remontando barriletes, hicieron carreras de embolsados, jugaron partidos de fútbol y vóley y disfrutaron una rica merienda con los niños de las 7 Copas de leche y de Primera Infancia.

El Pacto de la Ternura
A modo de compromiso personal para promover la Ternura como único medio de crianza y contribuir para eliminar toda forma de violencia hacia niños, niñas y adolescentes, la campaña invita a firmar el Pacto de la Ternura, de manera presencial o bien a través de Internet, ingresando en https://www.huellasdeternura.org/mi-compromiso.

Por eso, en cada una de las actividades realizadas, los adultos participantes se sumaron con la firma del Pacto, gesto que también se replicó en los espacios institucionales de reflexión sobre el tema: el equipo diocesano de Cáritas Villa María (Córdoba) y el nacional de Cáritas Argentina, entre otros, firmaron este compromiso y compartieron imágenes en las redes sociales. Cabe destacar que se espera reunir un millón de firmas en todo Latinoamérica al finalizar la campaña.

Reflexión y cierre
El 18 de junio, Cáritas Argentina organizó una Jornada de Reflexión en la Basílica Santa Rosa de Lima (CABA). Seis destacados especialistas compartieron valiosos enfoques sobre el tema, desde su experiencia y ámbito particular de trabajo. La niñez en riesgo, el niño en la comunidad educativa, la adolescencia hoy, etc., fueron algunos de los tópicos que abordaron.

El cierre de la Caminata Huellas de Ternura tuvo lugar el domingo 23 de junio, en el Instituto Santa Lucía de Florencio Varela (Buenos Aires). Cáritas Quilmes ofició de anfitrión para recibir a más de 400 niños, niñas y adolescentes de distintas comunidades locales y de las Cáritas del Gran Buenos Aires. En un clima de gran alegría, los más chiquitos, verdaderos destinatarios de esta campaña, disfrutaron de juegos, música, baile y espectáculos artísticos.

Anna Grellert, Asesora Regional para el Desarrollo Integral de Niñez de World Vision América Latina y el Caribe, viajó especialmente a la Argentina para participar del evento de cierre de la campaña y firmó el Pacto de la Ternura, al igual que las autoridades eclesiales y municipales presentes. Como broche final de la tarde, muchos globos de todos colores elevaron al cielo el Barrilete de la Ternura –ícono de la campaña-, manifestando de manera visible el deseo de la Caminata: erradicar la violencia y promover la ternura como único medio de crianza. Para ver las fotos de la campaña en nuestro país [clic aquí].

Para conocer más sobre la Caminata de la Ternura, se puede visitar  nuestro micrositio www.caritas.org.ar/Caminata_ternura.