Campaña para evitar que el ganado muera por las nevadas

Cáritas Diocesana Bariloche (Río Negro) junto a otras organizaciones locales iniciaron la campaña solidaria “Fardos que salvan”, a fin de asistir con pasturas a los pobladores de la Línea Sur y evitar que mueran sus animales por las intensas nevadas que afectan la zona. “Además de brindarle comida, ropa y calzado a las familias, pusimos en marcha esta campaña, para entregar fardos de pasto o heno hasta que los animales puedan acceder al pastizal natural y no mueran por falta de alimentos, quedando el campesino sin sustento alguno”, explica Juan José Leo Basanta, director de Cáritas Bariloche.

Al dramático contexto social y económico por la pandemia y el aislamiento social preventivo y obligatorio se suman las fuertes nevadas que generan graves consecuencias en los pobladores rurales de la meseta patagónica, al ver peligrar el ganado bovino, ovino y caprino, único sustento económico en la zona. Las recientes nevadas son de las más importantes en la historia de la provincia y las más fuertes de los últimos veinte años.

“Algunos campos ya están afectados en más del 50% de su superficie y las consecuencias del temporal implican, tanto la mortandad de animales, como también una mala parición esta temporada”, advierte el director diocesano y agrega: “se estima que un fardo de 20 o 22 kilos de pasto o heno alcanzan para alimentar por un día a cuatro vacas madres, a 20 chivas o a 20 ovejas“. Para quienes deseen colaborar económicamente con la campaña, Cáritas Bariloche habilitó la siguiente cuenta bancaria especial:

Cuenta Corriente Banco Credicoop
CBU 1910137055013701825832
CUIT 30-67295399-1

Junto a Cáritas Bariloche, llevan adelante la campaña “Fardos que salvan” la Fundación Cruzada Patagónica, los colegios católicos Don Bosco, Fasta y María Auxiliadora, la Sociedad Rural local, los Rotary Club Bariloche, Nuevas Generaciones y Nahuel Huapi Bariloche, la Asociación de Amas de Casa Artesanas Bariloche y el Mercado de la Estepa.